SATSE Galicia advierte de la necesidad de incrementar profesionales y medios para atender en Urgencias a los pacientes con gripe

21 enero 2019

El Sindicato de Enfermería recuerda que las plantillas enfermeras están tan por debajo de los mínimos que estas contrataciones apenas se están notando en el trabajo diario que se ha incrementado sustancialmente en los hospitales de la Comunidad gallega.

El Sindicato de Enfermería, SATSE en Galicia advierte de los graves problemas a los que se están enfrentando en los últimos días los profesionales de Enfermería de los servicios de Urgencias de los distintos centros hospitalarios de la comunidad autónoma, al haberse registrado un notable incremento de la presión asistencial por la incidencia de la gripe en la población sin que se hayan aumentado de forma conveniente las plantillas. 

Pacientes en camillas y sillas de ruedas por los pasillos en lugar de ser ingresados, esperas de resultados superiores a las 48 horas, espacios sin cortinas ni biombos que ofrezcan cierta intimidad, acompañantes sentados en el suelo… éstas y otras situaciones se están viviendo en los hospitales gallegos, según los testimonios de los profesionales recopilados por SATSE. 

Las plantillas enfermeras están bajo mínimos por eso exigimos la contratación de nuevos profesionales de Enfermería, ya que las contrataciones actuales, apenas resuelve nada. SATSE Galicia recuerda que las plantillas enfermeras están tan por debajo de los mínimos que estas contrataciones apenas se están notando en el trabajo diario que se ha incrementado sustancialmente en los hospitales de la Comunidad gallega. 

En Galicia todavía no estamos en el pico fuerte de gripe. Sin embargo las Urgencias hospitalarias están dando muestras de no poder soportar la afluencia de pacientes, desde SATSE Galicia se preguntan qué pasará cuando lleguemos a niveles epidémicos de gripe, lo que está previsto en los próximos días según, Saúde Pública que apuntan que es posible que la semana próxima, de comienzo. 

Una vez más “la mala planificación, la escasez de plantillas y el propio diseño de nuestra Sanidad, excesivamente medicalizada y no preventiva, hacen que año tras año se produzcan estas situaciones. No se debería permitir, añaden, que un paciente deba permanecer hasta 48 horas pendiente de cama en una Urgencia donde la confortabilidad es difícil de conseguir, que un usuario tenga que soportar esperas de 24 horas en un sillón o que la carencia de intimidad, por la falta de espacio, sea la tónica dominante”.